Cambios en el Río Chicago

El Río Chicago constituye una atracción con sus puentes y paseos, y en fiestas especiales hasta sus aguas pueden verse teñidas de verde como en Saint Patricks Day, pero pocos saben algunos detalles de su sorprendente historia.

Chicago RiverLo que pocos saben es que si bien hasta 1900 este curso de agua desembocaba tranquilamente en el Lago Michigan, desde esa fecha sus aguas fueron desviadas  con un canal artificial, de modo que a menos de un centenar de metros de su desembocadura tuerce al sudoeste. La conexión con el Lago Michigan se maneja a través de una exclusa que se abre para dar paso a las embarcaciones.

Las aguas del río Chicago desembocan entonces a través del canal en el río Des Plaines. Allí el curso sigue hacia el río Illinois que a su vez desemboca en el Missisipi para terminar finalmente su recorrido en el Golfo de México. ¡Sorprendente!

Buscando soluciones

Ahora bien: ¿Cuáles fueron los motivos que derivaron en este trabajo gigantesco?

El primero era la contaminación que el río Chicago traía al Lago Michigan y que preocupaba a los habitantes que sufrían de constantes epidemias de cólera y fiebre tifoidea.

En 1854, una epidemia de cólera había dado muerte al 5½ por ciento de la población. Por otra parte las muertes por fiebre tifoidea entre 1860 y 1900 tenían un promedio de 65 muertes al año por cada 100.000 habitantes.

El peor año había sido 1891 donde murieron 174 por cada 100.000 personas, Un número excesivo en una ciudad que ya superaba el millón de habitantes.
Las enfermedades eran básicamente el resultado de la de la basura de origen humano que se arrojaba al río Chicago.

Por otra parte la ciudad necesitaba una conexión fluvial con el río Mississipi para satisfacer las necesidades del comercio y la producción. No debemos olvidar que el Mississipi actúa como la gran carretera fluvial que corta Estados Unidos de norte a sur justo en el centro del país. Estos dos motivos fueron más que suficientes y la obra comenzó a realizarse.

Chicago RiverCanal Sanitario y de Navegación

Miles de habitantes trabajaron en el proyecto. Para invertir el flujo del río de Chicago se construyó un canal 28 millas de largo -unos 45 kilómetros- entre 1889 y 1900. El flujo en este canal, conocido como Canal Sanitario y de Navegación de Chicago -Chicago Sanitary and Ship Canal- es controlado por una exclusa que puede abrirse para conectar el río con el Lago Michigan.

El canal atraviesa la ciudad majestuosamente cruzado por puentes levadizos de acero que conectan al Loop del resto de la ciudad. Es posible que en su próxima visita a Chicago pueda presenciar como se levantan los puentes para dejar pasar alguna embarcación. Puede quizá ver alguna regata de veleros o bien tomar algún tour para navegar por el río que cruza ciudad.

Chicago River