Torre Trump Chicago

El complejo “The Trump International Hotel and Tower”, conocida como la Torre Trump Chicago es un rascacielos con 98 pisos con condominios, oficinas y un hotel ubicado en el centro de Chicago. Hoy se ha convertido en una de las atracciones de Chicago debido a su propietario, el presidente de los Estados Unidos.

La ubicación del edificio sobre una de las márgenes del río Chicago y en una de sus curvas, le permite lucir la totalidad de su estructura ante los ojos del visitante.

En armonía visual con el skyline de la ciudad, la torre presenta tres cortes (setbacks) a diferentes alturas que coinciden con las alturas de edificios circundantes. El primer corte sigue la linea horizontal del Edificio Wrigley, el del medio con las Torres Gemelas de Marina City, y el más alto con el edificio IBM.

Trump Tower Chicago El color plateado del edificio asimismo fue pensado como una transición entre el terracota del Wrigley Building al este, y el negro del IBM Building al oeste.

Unidades residenciales en el piso 89 han destronado el récord mundial sostenido por 37 años por el John Hancock Center de Chicago, como el edificio con residencias particulares a mayor altura.  La torre además es el tercer edificio más alto en los Estados Unidos después de la  One World Trade Center de Nueva York (2013) y la  Torre Willis (antes Sears Torre).

edificios-chicago-trump-tower

La vida en las alturas

Trump TowerLa vista desde estas viviendas es fenomenal. Prácticamente es como vivir en un punto panorámico desde el que se puede ver Chicago desde arriba y desde el cual la vista se puede perder más allá del horizonte natural. La experiencia es similar a la que sentimos cuando divisamos la geografía desde el Skydesk de la Sears Tower.

El edificio, recibió su nombre por el desarrollador de bienes raíces Donald Trump, fue diseñado por el arquitecto Adrian Smith, de Skidmore Owings and Merrill y fue finalizado en 2009. Aquí vemos una foto de la Trump Tower en su etapa de construcción .

La torre inicialmente pretendía ser la más alta del mundo, pero luego de los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 se redujo la altura del diseño en algunos metros.

El edificio se construyó con un presupuesto de 740 millones de dólares.